A que ángel acudir.

A qué ángel recurrir en casos del día a día.

Videncia pura te recomienda estos consejos angelicales para recibir ayuda celestial.

A que Ángel acudir en el día a día

Cada día enfrentamos situaciones o retos bien sea pequeños, medianos o grandes. Vivimos en un mundo que nunca se detiene, siempre está en movimiento… Por lo tanto, siempre algo está sucediendo a cada instante.

Viendo las cosas bien sea a nivel particular o global, es importante recordar permanentemente que contamos con la ayuda incondicional de los ángeles de Dios, quienes han sido creados por Él para primero adorarle y para ayudarnos a los seres humanos en todas las situaciones de nuestra vida.

Es por eso que videncia pura nos quiere compartir una lista de situaciones que quizás la mayoría hemos experimentado en algún momento de nuestra vida y que si debes afrontar, ya sabrás a quién acudir.

Recuerda que primero que todo es Dios. Él es el recurso y la fuente. Los ángeles nunca buscan que los adoremos o que reemplacemos a Dios por ellos. Al contrario, siempre envían un mensaje que es el de adorar primero a Dios.

  • Si estás sintiendo la envidia o un deseo negativo por parte de alguien hacia ti, acude al arcángel Miguel.
  • Si te sientes triste, deprimido. Acudir al arcángel Jofiel (se pronuncia Yofiel) y al arcángel Rafael.
  • Si necesitas mayor concentración en los estudios y que te vaya bien en los exámenes, acude al arcángel Uriel.
  • Si tienes deseo de vender tu casa y encontrar otra nueva, acudir al arcángel Chamuel (o Samuel).
  • Si sientes que tus sueños significan algo pero no entendemos qué puede ser, acude por claridad al Espíritu Santo y al arcángel Zadquiel.
  • Si se te dificulta expresar tus sentimientos o lo que tienes dentro de tu corazón, acude al arcángel Gabriel.
  • Si en algún momento tu carro, el computador o algún aparato eléctrico no funciona bien, acude al arcángel Miguel.
  • Si tienes planeado un viaje, acude al arcángel Rafael.
  • Si has perdido un objeto importante y no lo puedes encontrar, acude al arcángel Chamuel y a San Antonio de Padua.
  • Si tu mascota está enferma, acudir al arcángel Ariel.
  • Si tus hijos están siendo difíciles de controlar o tienen alguna limitación de aprendizaje, acude al arcángel Metatrón (esto, obviamente, no reemplaza un concepto dado por un profesional de la salud).
  • Si tienes algún proceso legal pendiente, acude al arcángel Ragüel.

Para pedir la ayuda de los ángeles y arcángeles, es suficiente que digas a Dios con mucha fe algo similar a la siguiente oración (tú puedes adaptarla con tus propias palabras; lo importante es que le des gracias a Dios y le pidas su permiso para que sus seres de luz actúen en tu vida):

«Padre Celestial, con amor y humildad te pido que permitas a tus ángeles y arcángeles (o al arcángel específico al que desees acudir) que venga a mí y me ayude en esta situación. Gracias Señor Dios. Amén».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *